martes, 12 de noviembre de 2013

Los españoles dicen que la religión es más importante que la política en su vida

P. J. Ginés / ReL 
Cualquiera que observe los medios de comunicación españoles, verá que la información en prensa sobre temas religiosos es muy escasa comparada con la información política.
Sin embargo, hace mucho tiempo que las encuestas del CIS demuestran, sistemáticamente, que los españoles consideran que "en su vida es más importante" la religión que la política. 
Más religión que política
El último sondeo del CIS, de octubre de 2013, así lo atestigua: en una escala del 0 al 10 (donde el 0 significa "nada importante en mi vida"), la religión obtiene una media de 4 puntos, frente al 3,66 que obtiene la política. 
Ambas cosas, concebidas como algo "social" y bastante externo, son menos importantes en su vida que otros aspectos que obtienen notas muy altas: 
La familia: 9,68
Los amigos: 8,10
El trabajo: 8,88
Poco asociacionismo, también en lo religioso
En un país donde la pertenencia y el asociacionismo es escaso, el 3,7% de los encuestados dice pertenecer y participar activamente en algún tipo de asociación religiosa.
Además, hay otro 2,7% que dice pertenecen pero no participar activamente en una asociación religiosa. 
Es poco, pero mucho más de los que se implican en otros tejidos asociativos. Así, el porcentaje de pertenencia a otras entidades es:
A un partido político: 1,5%
A un colegio profesional: 2,5%
A una asociación juvenil o estudiantil: 1,6%
Los españoles prefieren sobre todo el asociacionismo de ocio-cultural (peñas gastronómicas, clubes de aficiones, etc...) y deportivo. Así, declaran estos porcentajes:
Pertenecen a un grupo cultural o de ocio: 9,2%
A un grupo deportivo: 8,4%
A una organización de apoyo social: 5,5%
A una asociación voluntaria: 4,9%
Un 70% se declara católico
El 70,4% dice ser católico (un 0,4% menos que en el mismo mes del año anterior; el llamado "efecto Francisco" parece una exageración puntual de cierta prensa apresurada); un 2,3% es creyente de otra religión; un 15,9% se declara no creyente; y un 10,1%, ateo (1,2 puntos más). Los cambios en un par de puntos son poco significativos, y entran en el margen de error estadístico.
En cuanto a la práctica religiosa en octubre de 2013, es prácticamente la misma que un año antes, con un crecimiento de un punto: del 39 al 40%. 
Concretamente, un 15,9% dice ir a servicios religiosos varias veces al año; un 13,4%, casi todos los domingos y festivos; un 8,6%, alguna vez al mes; y un 2,1%, varias veces a la semana.  El 59,1% dice no ir casi nunca.
La Iglesia da más confianza que los políticos
Según el Barómetro del CIS de abril de 2013, hace medio año, que no media la pertenencia sino la confianza, los españoles otorgaban a la Iglesia Católica una confianza de un 3,56, mientras que a los partidos políticos le concedían casi la mitad: con un exiguo 1,83, eran la institución peor valorada por los ciudadanos. 
La crisis hunde a los políticos
Si comparamos con un barómetro de antes de la crisis económica (hemos elegido el de octubre de 2006) vemos que hace 7 años los ciudadanos ponían un 3,4 a los partidos, mientras que la Iglesia era puntuada con un 3,8. 
Así, comprobamos que la confianza en la Iglesia, con la crisis, se mantiene más o menos igual(algo sorprendente, dado el esfuerzo de las entidades eclesiales por ayudar a los necesitados), pero la confianza en los políticos se desploma. 
¿Quién se fía de Rajoy y Rubalcaba?
En abril, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy sólo inspiraba "mucha o bastante confianza" a un 12,4% de encuestados. El líder de la oposición, el socialista AlfredoPérez Rubalcaba, inspiraba "mucha o bastante confianza" apenas a un 8,5% de españoles. 
La Iglesia gana a sindicatos y empresarios
Con su 3,56 la Iglesia ganaba en confianza a los gobiernos autonómicos (3,1), que los parlamentos autonómicos (3), que el gobierno nacional (2,4), que el Parlamento (2,5), que los sindicatos (2,45) y que las asociaciones de empresarios (2,87).
Los políticos, un problema; la religión, no
En el CIS de abril de 2013, ocho de cada diez españoles mencionaban que entre los 3 principales problemas de España está el paro; otros 4 de cada 10 mencionan "la corrupción y el fraude"; el tercer problema que más inquieta a los ciudadanos es "la economía" (a un 35,5%). Y el cuarto problema son "los políticos y los partidos": preocupan al 29%. 
Pese a las campañas de entidades laicistas y anti-religiosas, en las respuestas del CIS nadie menciona a la religión, el laicismo o la Iglesia como un problema.
Fuente: http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=32150

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Añade un comentario

LinkWithin

Quizás también le interese: